Sala Montjuïc (2010): Un agradable cine de verano

El verano es la época en que la mayoría tenemos más tiempo para nosotros y nuestros hobbies, entre ellos ir al cine. Sin embargo no siempre apetece ir a las salas, el aire acondicionado a veces es mortal, o simplemente queremos aprovechar el buen tiempo para disfrutar de actividades al aire libre. Por eso agradecemos a quien quiera que fuese que inventó los cines de verano.

Cierto es que no todos cumplen los mínimos de calidad audiovisual y de comodidad que se exigen, pero a veces se organizan iniciativas muy dignas. Así, y ya van 8 ediciones, en Barcelona tenemos la Sala Montjuïc, que durante el verano (este año un mes, con tres citas semanales) está organizando proyecciones al aire libre en los jardines del precioso castillo de Montjuïc. Se trata de películas en versión original subtitulada estrenadas en los últimos años, así como algún clásico, en todos los casos cine de calidad demostrada. El viernes fuimos a ver ‘Mi vecino Totoro’ de Hayao Miyazaki y la experiencia fue muy buena.

Cartel Sala Montjuïc 2010

Todo se inicia con un concierto, de grupos de músicas alternativas, por así decirlo –el viernes tocó una banda de los Balcanes. Música alegre, bailable, animada, para empezar bien la noche. Esta hora es ideal para hacer picnic, alquilar tumbonas o esterillas –o montar las que te has traído de casa- y comprar comida y bebida a precios razonables. También se ha habilitado una zona de masajes…¡gratis! Vamos, que por los 5 euros que cuesta la entrada merece la pena ir con la familia o los amigos a pasar una noche de verano en el castillo.

Tras el concierto tendremos la proyección de un corto –el que vimos el viernes, de animación, nos gustó bastante, al estilo Pixar- y la película. La pantalla es grande, proyecta bien y está bien ubicada, lo suficiente para que alcance a todo el mundo y el sonido es bueno. En definitiva, la calidad visual y sonora de un cine pero en unas condiciones perfectas para las noches veraniegas.

Sin duda, una opción muy recomendable para las noches de verano, la de la Sala Montjuïc. El calor se pasa mejor en un bonito paraje con césped, comida y bebida, música, cine de calidad y buena compañía.

Seguiremos buscando iniciativas parecidas en el resto del país, aunque os invitamos a que nos ayudéis, contándonos vuestras experiencias, y recomendando sitios de todos los lugares para pasar un verano de cine.

Comentarios de Facebook
Facebooktwittergoogle_plusmailby feather

Un comentario sobre “Sala Montjuïc (2010): Un agradable cine de verano

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


*